Sector Porcino

Causas de la mortalidad neonatal de cerdos

Posted on Actualizado enn

La mortalidad neonatal de lechones es un problema económico y de bienestar animal importante. Suele ocurrir durante su primera semana de vida, generalmente durante la lactación o el destete.

Sin embargo, también se deben considerar los lechones nacidos muertos cuyo porcentaje suele variar entre cuatro y siete por ciento, por lo que se debe distinguir entre los lechones muertos antes del inicio del parto y los lechones muertos durante el proceso del mismo, siendo la causa más frecuente, en este último caso, la asfixia.

Una de las principales causas de mortalidad neonatal es el aplastamiento de los lechones por parte de la cerda (30-45% de las bajas), estando su origen principalmente en la cerda y en ocasiones en un mal diseño de las jaulas de parto. Existen otros factores que contribuyen a aumentar el aplastamiento tales como el peso elevado de la madre, los suelos resbaladizos e inadecuados y las situaciones de estrés. La mayoría de los aplastamientos recaen sobre lechones débiles, con pocos reflejos y con movimientos lentos, lo que les provoca una reacción tardía ante los movimientos de la cerda.

Hipotermia.- El lechón en el  momento del nacimiento experimenta un importante cambio en la temperatura externa pasando de los 39° C del útero materno a los 20° C de temperatura ambiente de la sala de maternidad. Ante cualquier baja de temperatura los lechones responden consumiendo las escasas reservas energéticas que presentan al nacer. Por lo tanto, para sobrevivir necesitan ingerir rápidamente el calostro que les aporta energía necesaria.

Hipoglucemia.- De la ingesta de alimentos en las primeras horas de  vida depende la tasa de supervivencia de los recién nacidos, lo cual se agudiza aun más en la especie porcina. Los lechones nacen con bajas reservas energéticas, por lo que de no ingerir rápidamente el calostro materno se ven abocados a una hipoglucemia, seguidos de un coma y posterior muerte.

Malformaciones o alteraciones genéticas.- Dentro de este grupo de causas de mortalidad neonatal se engloba una serie de malformaciones genéticas que suelen provocar en la mayoría de los casos la mortalidad total de los lechones individuales que presentan estas lesiones.

Infecciones.- La enfermedad aparece cuando el peso ejercido por uno o mas agentes infecciosos desequilibra las defensas de los lechones. La magnitud de la infección depende de las características de los microorganismos (título mínimo infectante, contagiosidad, patogenicidad y virulencia) y de las circunstancias que favorecen su presencia y supervivencia.  Entre los principales procesos infecciosos responsables de la mortalidad neonatal están la enteritis, artritis-poliartritis, neumonías y septicemia.

(Carul Silva/http://www.laverdad.com/14-12-2009)

Anuncios